Aviso Cookies
Este sitio utiliza cookies. Si continua navegando por el sitio, significa que usted acepta el uso de cookies.
Más Información
Cerrar Cookies
menu
 
 
 

Calcular portes

Selecciona una localidad


 
 

Bodega del mes

BODEGA LIBA Y DELEITE

 
 
 
 

warning  Por favor indique su email

Suscríbete

Suscríbete a nuestra newsletter


 
 
 
 

Formas de envío

 
Sus pedidos en casa o en el punto de destino elegido
 
Más detalles
 
 
 

Palacio de Los Licores

Mejor tienda de vinos, cavas, cervezas y licores en Salamanca

Recomendado en Salir.com - MAY 2013

 
 
 
  Palacio de los Licores
  >  Vino y Salud
 
 
Incluido en el último número de Circulation y elaborado por investigadores de la Universidad Joseph Fourier de Grenoble (Francia)

Las conclusiones del trabajo también muestran que la propensión a sufrir otro episodio cardiovascular es menor comparado con la de personas que no beben vino



Un reciente estudio publicado en la prestigiosa revista Circulation y realizado en pacientes de mediana edad que habían sufrido un ataque cardiaco, comprueba que beber dos o tres vasos de vino al día disminuye el riesgo de sufrir un segundo infarto u otro tipo de complicación cardiovascular. Los investigadores de la Universidad Joseph Fourier de Grenoble, autores del trabajo, también observaron que la propensión de un segundo ataque en personas que bebían un par de vasos de vino al día era menor comparada con la de aquellas que no beben vino.

Los resultados mostraron que tras un seguimiento de cuatro años, del total de las complicaciones cardiovasculares observadas, el mayor índice de casos se produjo en pacientes que no habían consumido vino con un 34% de los casos, seguido por los que bebían menos de dos vasos de vino al día con un 32%. Por otro lado, el porcentaje de segundos episodios cardiacos en pacientes que habían bebido dos vasos de vino al día fue significativamente menor, situándose en un 16%.

Otro dato significativo es el que indica que la relación inversa entre el consumo moderado de vino y el riesgo de complicaciones parece ser independiente de los principales factores que predisponen a padecer una enfermedad de este tipo, como por ejemplo el tabaco, un alto índice de colesterol la hipertensión. En este sentido, tampoco influyeron la dieta o la realización de ejercicio físico.

Este estudio demuestra que el consumo moderado de vino no sólo puede prevenir las enfermedades coronarias sino que además puede ayudar a evitar un segundo infarto. El trabajo se ha basado en los resultados del Lyon Diet Heart Study (1988), cuyos resultados pusieron de manifiesto que la Dieta Mediterránea, en la que se incluyeron cantidades moderadas de vino, disminuía hasta en un 70% el riesgo de sufrir infecciones cardiovasculares o fallecimientos después de padecer un ataque cardiaco.

Los investigadores creen que es necesario realizar más estudios para definir mejor qué tipo de pacientes podría beneficiarse de un consumo moderado de vino después de sufrir un infarto, y ver si estos efectos también se producen en mujeres y en diferentes grupos de edad.

Desde su creación en 1992, FIVIN ha realizado un trabajo continuo de recopilación e investigación sobre vino y salud desde un punto de vista rigurosamente científico y bajo la supervisión de un comité de expertos de reconocido prestigio nacional e internacional.

Artículo cedido por cortesía de FIVIN

 
Autor artículo E-mail Fecha
Carlos carlos@multimediaglobal.com 2003-01-07 09:12:46
 
EMPRESA
Palaciolicores.com
     

 
Productos más vendidos
 
Ofertas especiales
 
Otros Productos Tienda de Vinos y Licores
 
 

Listado de vinos por denominación

 
 
 
 
 

AT. AL CLIENTE

 

Calle de la Correhuela, 24 37001 Salamanca


Tlf: (0034) 923 213 148 palacio@palaciolicores.com